La decoración de Navidad es un clásico en constante renovación. Anual, llamativa y evocadora, la decoración navideña necesita mantenerse en perfecto equilibrio entre la simbología tradicional y la innovación, para garantizar que conserva el espíritu adecuado sin resultar cargante o aburrida.

Hoy queremos descubrir las tendencias de decoración de Navidad que se imponen este año. Pero no olvidéis que lo más importante de este tipo de decoración es la personalización. No sólo se trata de que adaptes el estilo a las necesidades de tu hogar, sino de imprimir tu sello, tu personalidad en tus adornos, para ayudar a convertirlos en recuerdos imperecederos en la memoria de tu familia. Basta con que elijas un par de opciones que te permitan hacer algo con tu propio estilo, y si es posible, que creéis esos detalles en familia. Un pequeño toque -unas velas caseras hechas con los más peques, un centro de mesa en el que cada uno aportéis una idea, etc-, no os llevará mucho tiempo y seguro que ninguno podréis evitar sentir la calidez del hogar cada vez que lo miréis.

Aquí tienes algunas de las principales tendencias de este 2016:

Bolas: la tendencia más absoluta de la temporada son las tradicionales bolas de Navidad, que este año conquistan espacio más allá del árbol y se cuelgan de lámparas y techos, suspendidas con cordel y formando adornos móviles con ramas  y cintas. Brillantes y clásicas pero también con materiales más naturales, las bolas nos recuerdan la Navidad más clásica desde sus nuevas ubicaciones.

light-640768_1920

Estrellas: sus ángulos y rectas aportan contraste con las bolas, y admiten todas las tendencias de materiales que te contamos a continuación. Las puedes usar en el árbol, en la mesa, en los regalos y hasta en los cristales.

Orgánico: se lleva la madera, las ramas, las plumas, las hojas… la naturaleza se hace presente esta Navidad a través de estos detalles que se utilizan en centros, servilleteros, regalos, y también en el propio árbol.

poinsettia-1844433_1280

Cristal: bolas de cristal con plumas en su interior para adornar el árbol, tarros de cristal iluminados, adornos de cristal en la mesa… El reflejo de las luces de la Navidad en el cristal le aporta un brillo especial a tu hogar.

Luz: la Navidad siempre tiene una luz mágica, pero este año la tendencia es a repartir esa luz en pequeñas gotitas por las estancias, velas naturales con adornos orgánicos, guirnaldas de luces dentro de tarros de cristal, bolas iluminadas… La luz tenue y repartida nos

Tela, cuerda y botones: regalos envueltos en tela, adornos de fieltro para el árbol, estrellas de tela frente a las ventanas, christmas-tree-1439066_1920botones que aparecen en el árbol, en los envoltorios, en las servilletas, y cuerda en los regalos, en los centros de mesa, en los adornos.

Rojo y verde, dorado y plateado: los clásicos triunfan sin duda, pero este año la paleta de color varía un poco y se admiten diferentes tipos de verde, como el menta que tanto se ha llevado este año, rojos cercanos al rosa o al naranja, plateados menos brillantes y dorados más envejecidos. Los matices importan, el conjunto resultante es muy acogedor.

El árbol: las tendencias de este año son los árboles grandes, adornados con los tipos de detalles cálidos y naturales que hemos comentado, y si te atreves a innovar, se llevan los arboles hechos sólo de madera, dibujados en la pared, los árboles construidos con recuerdos familiares, e incluso los adornos suspendidos o colgados en la pared evocando la silueta de un árbol que no está.

Sea cual sea tu Navidad y tu estilo, te deseamos que la disfrutes al máximo.